Traducciones gastronómicas Triangle

EL CLIENTE LEE LA CARTA ANTES DE PROBAR LA COMIDA.
SI LA ENTIENDE, DISFRUTA. SI DISFRUTA, ¡VUELVE!

Una carta bien traducida en el exterior de su establecimiento invita a la gente a entrar a comer.

Ya en la mesa, con una carta bien traducida gana rapidez al tomar nota, el cliente elige con claridad entre toda su oferta de platos y evita quebraderos de cabeza a los clientes con necesidades especiales (celíacos, vegetarianos, alérgicos…). Recorrer a traductores automáticos puede dar lugar a platos surrealistas e incluso ofensivos. He aquí unos cuantos ejemplos.

Tener bien traducidos los menús (degustación, especiales, del día…), la carta, la página web, las recetas, los catálogos, los folletos turísticos, etc. atraerá nuevos clientes a su establecimiento.

UN SENCILLO PROCESO DE TRES PASOS

Todo por e-mail, así de fácil... ¡a un clic!

1

Nos envía el texto

 

Por correo electrónico, en formato Word, Excel, PDF, PowerPoint, una imagen…

2

Se lo traducimos

 

Directamente sobre el texto recibido, encima o debajo del idioma original, o en un documento aparte.

3

¡Y listo para servir!

 

Se lo devolvemos traducido en el formato que le sea más cómodo para incluirlo allá donde lo necesite.

1. Nos envía el texto

2. Se lo traducimos

3. ¡Y listo para servir!

Nuestros clientes